Seguridad en los deportes de invierno y consejos de prevención de lesiones

Father and Son Skiing

Los deportes de invierno son una excelente manera para que padres e hijos salgan y sean activos juntos. Andar en trineo, esquiar, hacer snowboard y patinar son ideas de deportes de invierno para toda la familia durante los meses de invierno.

Sin embargo, es importante recordar mantenerse seguros mientras se divierten. Según el Centro de Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos, el snowboarding representa un cuarto de todas las visitas a la sala de urgencias por lesiones relacionadas con deportes en el invierno. Andar en trineo es igualmente peligroso, ya que provoca más de 52 000 lesiones al año. La mayoría de las lesiones ocurren a jóvenes de 14 años o menores, especialmente en las áreas al final de los caminos por donde bajan los trineos.

Los deportes de invierno dependen del hielo, la nieve y las colinas para determinar la velocidad de la actividad. Esta rapidez es lo que provoca muchas de las lesiones. La Dra. Christine Boyd es uno de los médicos en Pediatric Sports Medicine en Stanford Children’s Health y tiene algunas recomendaciones importantes para tener en cuenta durante este invierno.

Detalles de hacer snowboard / esquiar

  • Asegúrese de que su hijo tenga una buena condición física. Tome descansos frecuentes para hidratarse, reabastecerse y recuperarse. La fatiga muscular después de varias horas de esquiar puede aumentar el riesgo de una lesión.
  • Asegúrese de que el equipo de esquí / snowboard de su hijo esté en buena condición y le quede bien.
  • Siempre haga que su hijo utilice un casco que esté diseñado específicamente para esquiar o hacer snowboard.   Los cascos para bicicleta no proporcionan la protección adecuada.   El casco debe ajustarse correctamente para ser eficaz. Reemplace cualquier casco que haya recibido un golpe importante.
  • Conozca los límites de su hijo y refuerce la importancia de que se quede en las pistas de niveles apropiados. Muchas lesiones por esquiar o hacer snowboard ocurren debido a una pérdida de control, cuando la persona se está moviendo demasiado rápido, o está en una pista que es de nivel superior a su habilidad.
  • Nunca deje que los niños esquíen / hagan snowboard solos.
  • Considere las lecciones profesionales para enseñarles la técnica apropiada, las reglas y el uso del lift (la telesilla).

Andar en trineo

  • Los niños menores de 12 años siempre deben utilizar un casco cuando anden en trineo.
  • Se recomienda un trineo con dirección para los niños. Las cámaras, los platillos y los discos de nieve son mucho más peligrosos por su rapidez y falta de capacidad de dirección.
  • Enseñe a los niños a tirarse de un trineo que no se detiene.
  • Siempre siéntese mirando hacia el frente, no se deslice de cabeza.
  • Encuentre un entorno seguro para andar en trineo. Evite las colinas inclinadas, la calle, las entradas para carros y las zonas con árboles, paredes o carros. No ande en trineo en la oscuridad o en zonas mal iluminadas. Asegúrese de que el final del camino del trineo sea una zona segura para evitar choques en esas zonas finales.

Consejos generales de seguridad

  • El clima de invierno puede ser impredecible. Tenga en cuenta las condiciones climatológicas antes de salir.
  • Los síntomas tempranos de lesión por frío (llamada congelación) pueden ocurrir cuando las temperaturas descienden por debajo del punto de congelación. Normalmente la piel se pone blanca y se entumece. La mejor manera de tratarla es al moverse a un lugar interior cálido, quitarse toda la ropa mojada y sumergir el área en agua tibia (no caliente).
  • El avance a la congelación, en la que la piel se pone blanca, dura y cerosa, es una emergencia médica y requiere de la evaluación de un profesional médico.
  • Tener múltiples capas de ropa es la mejor manera de evitar una lesión por congelación. La primera capa debe mantener seca la piel, como la ropa interior térmica. La capa superior debe ser a prueba de viento y agua.
  • Lleve a los niños al interior frecuentemente para revisarles los dedos y la nariz para ver si hay señales de congelación. Reemplace cualquier pieza de ropa mojada.
  • Las quemaduras por sol ocurren mucho más fácil en un viaje para esquiar que en una vacación en la playa. Estar en la cima de la montaña lo pone más cerca del sol y de los rayos ultravioleta dañinos del sol. La luz también se refleja en la nieve, lo que la hace doblemente peligrosa.   Utilice bloqueador solar antes de salir y cúbrase cuando sea posible.

No solo se le puede quemar la piel. Siempre utilice lentes de sol o goggles y bálsamo para labios cuando vaya a salir, ya que el sol también le puede quemar los ojos y los labios.

Descubra más de nuestro Centro ortopédico infantil y de medicina del deporte.

Authors

Leave a Reply

  • (will not be published)